Dime.

Parece sencillo. Hoy la noche destiñe. Tras un tiempo. Del sentir y consentir a la Luna salir a la caza de estrellas. Y yo sigo atrapado, entre mis mil cosas, osas menores y problemas mayores. Fugaz. Mientras, no se libran ni las nubes que tapizan las paredes de nuestra jaula. Todo es jauja y grilletes que aprietan al cuello. Palabras que ahogan. Que nos bloquean. Como lazos del amor que amordaza. Entre calles y rincones guardamos nuestros pensamientos en las esquinas. El miedo a salir sin miedo. A pisarte y caer al suelo. Por no verte lejos. Tan distante. Tu respiración. Si miento se caen los cimientos de mis pensamientos. Estrellarnos al amanecer. Con hambre. Comernos a versos. Y que cuando te veo veo no sé quién es. No sé quién soy. Sin querer jugar. Porque no soy yo. Y caigo. Mientras tanto, describo mi trayectoria. La solución es disolución. Una de cal y otra de arena. Entre la sal de mar busca la salvación. Aquello que cicatriza las heridas. Lo del círculo sin fin. Un 8 tumbado eterno en el entorno. Y algún día aparecerá, para no volver. Mientes tan bien que acabo creyéndomelo. Astillándome el corazón por sacarle punta a tus palabras. “Confía en mi si el cielo es nuestra meta”. Y ahora. Ahora. Dime.

Guille.

image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s